x

Diligencie el siguiente formulario para suscribirse a nuestro boletín de noticias.

 

Ejercicio sobre la conversión

DOCEMENTO PARA EL DISCERNIMIENTO

Objetivo

Hacer memoria de lo que “el Espíritu dijo a la Arquidiócesis de Bogotá” en el Sínodo de 1998 acerca de la “conversión de la mirada”, con el fin de acoger la voz del Espíritu y dar nuevos pasos, hacia la conversión personal y pastoral que el Señor nos reclama.

Nuevo plan de evangelización.

Ejercicio sobre “La Conversión” El 17 de marzo de 2012, nos reunimos más de 81 Diáconos Permanentes y algunas de las Esposas, para realizar el taller sobre “La conversión personal y pastoral”.

Iniciamos con la Oración: Laudes y la Hora Santa, que nos motivó a ser personas generosas, creativas y felices en el anuncio y en el servicio misionero; Luego siguió el encuentro con el director del D.P., Mons. Alberto Ojalvo, quien nos orientó sobre la necesidad de la formación permanente y la estructuración de las familias diaconales.

Este taller tuvo como objetivo: “tomar conciencia que junto a la conversión personal, se requiere una conversión pastoral para llevar a cabo la Acción Evangelizadora, frente a los nuevos desafíos del tiempo que vivimos y del cambio en sus paradigmas.

El Taller se desarrolló en tres espacios:

1. Espacio

Reflexión: “La Iglesia necesita una fuerte conmoción que le impida instalarse en la comodidad, el estancamiento y en la tibieza al margen del sufrimiento de los pobres” o educamos en la fe, poniendo a las personas después de hacer un consenso sobre las reflexiones en contacto con Jesús, e invitando a su seguimiento, o no cumpliremos nuestra Misión Evangelizadora”.

El moderador fue invitando a los Diáconos a reaccionar frente a estas frases, con algunas preguntas y diapositivas. que hicieron los Diáconos, se llegó a las siguientes conclusiones:

-Hay relación directa entre Iglesia – Pobres.

-La Iglesia, somos cada uno de nosotros, por tanto una mirada introspectiva me lleva a pensar cómo estoy instalado? Estoy buscando un Ministerio Diaconal de vida estancada que me lleva a la tibieza espiritual?

-Como Diáconos, debemos situarnos en el contexto y dar respuesta a esos cambios, buscando Evangelizar en medio de la injusticia social y de la sociedad de consumo.

-Para poder cumplir con esta Misión Evangelizadora, se requiere Ministros Ordenados con testimonio de vida.

-Reenvagelizar las familias para que sean Evangelizadoras y familias creíbles como testigos del Evangelio.

2. Espacio:

Por una iglesia viva.

Reconocemos tres giros que nos ponen en el camino de dar vida al sentido de la Iglesia en Bogotá y que nos llevan a nuestra búsqueda de Iglesia, haciendo ciudad.

Se analizó bajo estos interrogantes:

¿cuáles de estos giros hemos podido llevar a cabo?

¿ cuáles no? Y por qué?

El análisis dio como resultado estas observaciones:

Giro 1: no se cumplió, porque no leemos los signos que nos rodean.

Giro 2: no se cumplió, solamente protegemos la Iglesia de lo mundano; necesitamos misionar mas, hay que eliminar los placeres llamativos que generan confusión y debemos centrarnos más en Jesucristo.

Giro 3: la Iglesia sí lo ha cumplido, centrándose en la misión de Fe, Esperanza y Caridad,  la Iglesia se ha venido preocupando por formar comunidades de Fe.

3. Espacio:

Sobre la conversión Pastoral.

Es necesario dejar atrás una visión de formación eclesiocéntrica, clericalista y Sacramenta lista de la Misión, para llegar a una formación Reino centrista, participativa, de diálogo, según las necesidades efectivas de las comunidades; desde la clave: Comunidad – Ministerios, es decir , un nuevo modo de Evangelizar.

La mayoría participó con estas preguntas:

¿ qué nuevos giros o conversiones nos implican?

¿ cómo llevar a cabo la conversión pastoral en estos giros o conversiones?

Después de un análisis en grupos, se llegó al siguiente consenso:

-Una Iglesia abierta a la comunidad y libre de prejuicios.

-Hay que buscar un nuevo modelo de ser Iglesia.

-Hacer más partícipe a la comunidad en las decisiones clericales.

-Ordenar la acción de la Iglesia desde coordenadas distintas hacia una Iglesia Innovadora.

-Que la Iglesia sea presencia social, caminando hacia una Iglesia adulta, para entrar en diálogo con el mundo actual.

-Que sea una Iglesia pobre y siempre evangelizadora.

-La Misión de los Diáconos es darnos a la Evangelización .

-Debemos educar a las familias en la fe, para que sean multiplicadoras con sus hijos en su entorno.

D.P. Gerardo Parada T

Noticias